Pena máxima contra hombre acusado de provocar muerte a otro durante un atraco en Higüey 

0
CULIACAN, SINALOA, 11OCTUBRE2012.- Cuatro presuntos robacoches y un agente de la Policía Ministerial del Estado muertos, fue el saldo que dejó un enfrentamiento entre el grupo de delincuentes y la autoridad, mismo que se registró por las calles de la colonia Lomas del Bulevar; los policías decomisaron "Cuernos de Chivo", una pistola escuadra y cinco vehículos. El oficial que perdió la vida fue identificado por sus compañeros como Francisco de Jesús Madrid Amarillas, de 50 años de edad y pertenecía al Grupo de Investigación de Robo de Vehículos. Ministerio Público Especializado en Homicidios Dolosos recogió como evidencia cuatro fusiles AK-7,, calibre ..2xx9 milímetros y una pistola escuadra.El sitio permaneció acordonado por efectivos del Ejercito y las diferentes dependencias de gobierno. FOTO: RASHIDE FRIAS /CUARTOSCURO.COM

 

LA ALTAGRACIA.- La pena máxima de 30 años de prisión fue impuesta a solicitud del Ministerio Público en contra de un hombre que fue acusado de haberle quitado la vida a otro para robarle sus pertenencias, en un hecho ocurrido en esta provincia el pasado año.

El Tribunal Colegiado de La Altagracia dictó la sentencia condenatoria en contra del imputado Silvio Eusebio (Samaná), tras hallarlo culpable de haber provocado la muerte de un disparo de arma de fuego al señor Eduardo Alfredo Henríquez Bueno.

Eusebio, quien deberá cumplir la sentencia en un centro penitenciario de esta demarcación, fue hallado culpable de violar los artículos 295, 304, 379 y 382 del Código Penal Dominicano.

Al ofrecer los detalles de este lamentable y condenable hecho, la Fiscalía de La Altagracia dijo que se produjo alrededor de las 6:30 de la tarde del 19 de enero de 2016, en momentos en que la víctima se encontraba en la carretera Verón-Higüey.

En ese sentido, la institución indica que el imputado Silvio Eusebio una vez cometió el asesinato huyó de la escena del crimen con un bulto que le sustrajo a la víctima.

Precisa que al otro día del hecho se procedió a allanar la vivienda del imputado, encontrándose en la misma una pistola con su cargador marca Carandai, calibre 9 milímetros, con numeración no legible, así como nueve certificados de garantía de batería que le habían sido sustraídos a la víctima.

 

El Ministerio Público valoró la decisión del tribunal de imponer la pena máxima contra el responsable de este reprochable hecho, al tiempo de destacar que trabajan para seguir logrando sanciones ejemplares en la lucha contra las diferentes modalidades del crimen.